Ácidos grasos esenciales


Los dos ácidos esenciales para el ser humano son el linoléico (18:2 n-6) y el linolénico-α (ALA) (C18:3 n-3). Se concentran particularmente en los fosfolípidos de membranas de los sistemas vascular y nervioso donde son requeridos por el rápido movimiento molecular a nivel celular, cumpliendo funciones estructurales. Además son formadores de substancias como prostaglandinas, prostaciclinas, tromboxanos y leucotrienos, la formación de éstas sustancias depende del estímulo fisiológico, patológico y de la concentración de sustrato, en la membrana, por ello es que se recomienda que la relación n-6/n-3 sea de 5:1.

 

Figuraste

Porque todo lo que hicimos es historia